viernes, 8 de junio de 2007

Preservando las tradiciones

¿Qué hay más bonito en la cultura de cualquier país que las tradiciones? ¿Y por qué somos famosos los españoles? ¡Sin duda, por el buen yantar y el buen beber! ¡Y los toros! Ains, Espe, tú más que ninguna otra encarna el espíritu de lo tradicional en este país. Y aquí debe estar celebrando su arrolladora victoria en las provinciales. Esta foto sólo sería superable si la buena señora llevara la mantilla y la peineta... ¡pero ella es una mujer de su tiempo!

8 atrevidos comentarios:

Maria's Blog dijo...

y la bota, tiene la bander de espanga!

Esperanzica dijo...

Rojo judeomasónico...

¿Qué te he hecho yo para que me denostes asín?

Shepperdsen dijo...

* Dear Maria, yo creo que la bandera es a la bota como la bota a la bandera, que tanto montan, Esperanza como Alberto.

* Dear Esperanzica, really be welcomed a esta su casa. Válgame, válgame, decir que yo la denosto. Si pasa usted por Lisbon pásese, que la invitaré a unos vasicos de Porto. Si se trae alguna amiga suya, lo mismo también les saco unas peras y unas manzanas y nos montamos una sangría wapa-wapa...

Anónimo dijo...

Luego dices... En Murcia no tenéis a mi sita Espi... Y mira que te fastidia eh?¿?

La lisboeta/española/portuñola/madrileña/ibuprofenizada/conelniñomuerto... :S
Ale ya

Sr_Skyzos dijo...

Aigh, la del niño muerto...

la nena dijo...

Es necesario que nos tortures con esta foto?
Por que entre esto y Aznar diciendo lo de que no quiere que conduzcan aunque vaya hasta arriba de ribera de dueros ya es el acabóse.

Dr, Shepperdsen, mida sus fotografías. Puede haber niños leyendo.

Shepperdsen dijo...

* Dear LaNena, es que la vida es política y la política es vida. Y la sangre de cristo también es vida. Y los toros... bueno, los toros no son vida, pero son muy nuestros.

Shepperdsen dijo...

* Dear LaNena(2), que digo que si él no quiere que conduzcan por él, que me parece bien, que ya ha tenido chófer demasiados años. Pero eso sí, que no se crea que los demás queremos que piensen por nosotros.
Atentamente, el Dr. rojo bolchevique y facineroso.